fbpx

Contar con un local comercial suele ser muy buena oportunidad para generar ingresos pasivos gracias a su alquiler. Pero a veces, porque necesitamos un local en otra ubicación para nuestro negocio, decidimos poner a la venta nuestro inmueble.

El valor de un local comercial no se mide solo por el precio del metro cuadrado en el mercado del alquiler sino en el beneficio que puede generar a quien lo explota y la demanda en la zona. 

Impuestos cuando la venta del local es satisfactoria

Encontramos cierta confusión entre los vendedores pues cuando compraron el local que ahora quieren vender tuvieron que pagar el IVA (si era la primera venta) o el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales. Estos estos impuestos deberán ser cubiertos por el comprador, en Cataluña está fijado en un 10%.

A continuación enumeramos los impuestos que debe pagar el vendedor de un local al vender pues el IBI debe pagarlo anualmente.

Impuesto de Plusvalía

Este impuesto se paga al Ayuntamiento y debe abonarse al cada vez que se realiza la transmisión de un inmueble. Aquí se tiene en cuenta el valor que ha aumentado el suelo desde la fecha de su compra hasta la fecha de su venta.

Para calcular la plusvalía se debe conocer el valor catastral del suelo. Este dato viene en el recibo del IBI pero también puede consultarse en la oficina virtual del Catastro.

También se debe tener en cuenta el numero de años que ha transcurrido desde la adquisición del inmueble.

Por último, la ordenanza fiscal del ayuntamiento fija el coeficiente de incremento y el tipo impositivo.

La plusvalía en Barcelona tras la venta de un local comercial debe pagarse en los siguientes 30 días hábiles desde la firma de la transmisión.

La siguiente tabla sirve de guía para conocer el cálculo de la plusvalía siempre que haya pasado más de un año desde su adquisición.

Impuesto sobre la ganancia patrimonial

El vendedor debe declarar en la Renta de las Personas Físicas o en el Impuesto sobre Sociedades el importe de ganancia o pérdida patrimonial en el periodo de tiempo transcurrido desde su adquisición hasta la venta. Los primeros 6000 euros tributarían al 19% y el resto al 21%, si se trata de una persona física. 

Cuando el vendedor sea un persona jurídica (empresario) el impuesto es de un 25%.

Si una entidad sin ánimo de lucro reinvierte las ganancias del importe de la venta, podrá quedar exento del pago del IRPF. Estas inversiones se realicen desde un año antes de la venta hasta 3 años tras el cierre de la transacción. 

Debemos señalar que la ganancia patrimonial no debe calcularse como precio de venta – precio de compra sino como Ingresos por venta –  coste por adquisición. Así se pueden incluir gastos legales, impuestos, etc.)

Si estás pensando en vender tu local comercial en Barcelona, ven a las oficinas de Tasa locales y descubre todo lo que podemos hacer por ti, saldrás sin ninguna duda y con muchas ganas de vender.


2 comentarios

Luis Alvarez · julio 1, 2020 a las 6:27 pm

Si obtienes ganancias de una vivienda habitual y las reínviertes en un LOCAL COMERCIAL esas ganancias también están exentas de hacienda

    Tasa Gestión Inmobiliaria · julio 13, 2020 a las 9:14 am

    Buenos días Lluis,
    Disculpa la tardanza en la respuesta pues no había visto tu comentario.

    Las exenciones solo serían en vivienda habitual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This